Sufrir parece obligatorio para el Decano

Por Euge Valdez

Con goles de Aliendro, Menendez y Zampedri el Decano se suma a la fase de grupos de la Copa Bridgestone Libertadores.

atletico plantel.jpg
Foto: http://www.clubatleticotucuman.com.ar/noticias/225/y-yo-juego-copa

Quizás el sufrimiento sea parte de una empresa, así parece expresar su juego el equipo de Lavallen, desvirtuado por momentos, pero con un primer tiempo perfecto (3-0) logró imponer su juego. En el segundo tiempo y sobre todo hacia el final con más garra y corazón, se aseguró un lugar en la fase de grupos de la histórica Copa Libertadores que lo tendrá como el mimado del grupo 5 en representación del Norte argentino.
Lo esperan Palmeiras de Brasil, el glorioso Peñarol de Uruguay, y Jorge Wilstermann de Bolivia.
Mientras para Junior descontó Sebastían Hernandéz a los 83′ causando alteraciones en los corazones de los decanos tucumanos -la serie en ese momento 3-2-. Luchetti hacia el minuto 90 dio fin a la esperanza del equipo colombiano.

Hace tiempo atrás cuando recién se barajaba la participación del equipo de Tucumán, y se luchaba a capa y espada en Buenos Aires con rivales tales como Independiente y Racing -que también ostentaban esa plaza- la calma de la dirigencia de Atlético logró a base de resultados y argumentación el merecido lugar.
Después fue Nacional en Quito lo que desembocó en una polémica por vuelos, y la culpabilidad de algún mano negra, que al estilo bilardista, quería poner en stop el sueño de los hinchas de 25 de mayo y Chile.
En aquella oportunidad sostuve la justicia del Dios del fútbol, hoy reivindico el trabajo conjunto que hace este plantel, para representar al fútbol tucumano.
Atlético ya no es más la Cenicienta del Norte, ya no resulta ser un simple debutante. La participación no parece pesarle, y junto al acompañamiento de su hinchada -fiel y ferviente- se abre paso ante los grandes. Atlético nuevamente es de América. Ha comenzado a ser el gigante del Norte que está decidido a aplastar a cualquiera que se cruce en su camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *